Perros

Historia del perro

Según una leyenda de los indios norteamericanos, el Dios Nagaicho creó el mundo. Primero puso cuatro columnas para sostener el cielo en alto y separarlo de la tierra. Luego, se fue a pasear por el mundo, e iba creando cosas para llenarlo. La leyenda específica cómo hizo al hombre y a la mujer, cómo creó los ríos, y cómo fue creando a los animales, uno por uno. Todos los animales, excepto el perro. En ninguna parte de la leyenda se muestra al Dios creando al perro. Cuando Nagaicho se fue a pasear, ya llevaba un perro con él. El Dios ya tenía un perro. Por lo visto, la idea de que alguien fuese paseando sin un perro al lado, era impensable: El perro siempre ha estado aquí.

Leyendas aparte, ya desde la edad de piedra los perros han estado al lado de los humanos, ayudándolos en la caza, el pastoreo, la vigilancia del hogar, y otras tareas. Y sin embargo, es poco lo que se sabe exactamente acerca de donde proviene. Actualmente hay unas cuarenta especies de cánidos. Todas la razas de perros domésticos pertenecen a la especie canis familiaris. Pero la cuestión clave, sujeta aún a debate, y que parece poco probable que se pueda aclarar indiscutiblemente, es si el perro doméstico es una versión domesticada de alguno de los cánidos salvajes. La opinión más extendida es que proviene del lobo (foto de la izquierda). Algunas especies de perros apenas se distinguen del lobo a simple vista, y en cuanto a carácter y comportamiento social, no hay prácticamente diferencias. De hecho, se pueden entender muchos comportamientos perrunos simplemente pensando cómo interactúan los lobos en la manada. De esto se habla más detenidamente en la página dedicada a las relaciones entre el perro y la gente con la que vive. La gran variedad de razas de perros existente, se considera debida a que en distintos lugares y épocas, la base de la que se partía era la especie de lobo local; la selección por el hombre de las características deseables, conservando unas y descartando otras, ha ido aumentando estas diferencias.

Otro posible candidato, pese a que no goza de buena fama, es el chacal. Pese a la opinión negativa que se tiene de los mismos, lo cierto es que comparte las características sociales de los perros y los lobos, y algunas de las características físicas del perro son más próximas a las del chacal que a las de los lobos. Otros grupos de cánidos (el coyote, el dingo australiano, el perro salvaje asiático) tienen también características similares. No hay que olvidar el detalle importantísimo de que todas estas especies son genéticamente compatibles entre sí: Se pueden cruzar y los descendientes son fértiles.

En cuanto a los zorros, son la alternativa menos probable. Sus características físicas son más distantes (por ejemplo la pupila del ojo es lineal, como la de los gatos, y ningún perro la tiene así). Pero el factor determinante es la incompatibilidad genética. Un perro y un zorro no pueden cruzarse (hasta su número de cromosomas es diferente).

Es difícil, pues, que se pueda determinar exactamente el origen del perro. Pero una conjetura bastante probable es que en diferentes lugares, la gente domesticase y criase selectivamente la especie de cánido que tuviese más a mano (todas, incluso los zorros, se pueden domesticar. Si se seleccionan los individuos más dóciles y dispuestos a colaborar con las personas, se tiene un animal doméstico). El cruce de unas variedades con otras a lo largo de la historia, a causa de las migraciones de la gente, ha llevado a la situación actual. E igual tenemos sin saberlo un animal que tiene un 50% de lobo, un 20% de chacal, un 25% de coyote y un 5% de dingo. Como no sabemos el origen, llamamos perros a todos, y ponemos distinciones: collie, pastor alemán, schnauzer, etc, para identificar exactamente unas características destacables.

You Might Also Like

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>