Columnas

Los bulldogs no son flojos – son una pesadilla de traviesos

Cuando alguien piensa en esta raza, obvio, alguien que nunca ha tenido un bulldog, inmediatamente que lo hace, se imagina a un tierno bulldogcito, flojo, dormilón, tranquilo que se la vive todo el día bostezando y descansado.

 

Pero eso no es cierto, y más lejano de la realidad no podría estar.

Ahora, si hay bulldogs que son tranquilos, y relajados, pero normalmente son los bulldogs adultos, que han pasado por una infancia y juventud sumamente loca, en la que acaban con toda la energía de sus dueños con travesuras, locuras y una energía explosiva que no das crédito y parece nunca terminar.

 

Antes de tener bulldog, yo pensaba que eran hermosos y flojos, gorditos y bonitos, pero debo decir que solo son gorditos y bonitos, pero están locos, son una pesadilla viviente y nunca paran, nunca, bueno, sí, cuando toman sus siestas después de una intensa actividad, pero cuando están despiertos son un desastre, no paran y siempre están haciendo travesuras, saltando, mordiendo, tirando o destruyendo cosas.

 

Los bulldogs son bien bonitos, pero están completamente locos y cualquiera que piense que tendrá un bulldog dormilón que se porte bien, está más loco que esos perros.

Solo recomiendo los bulldogs a alguien con mucho tiempo, a alguien que pueda estar con ellos, y alguien que pueda gastar mucho dinero alimentándolos, porque comen mucho y sus cuidados médicos, cuando los tienen, pueden ser costosos.

You Might Also Like

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>