ANIMAL PLANET REVELA LAS MÁS CONMOVEDORAS HISTORIAS DE ANIMALES QUE HAN FORJADO UNA ENTRAÑABLE AMISTAD CON SUS AMOS EN LA SERIE CASI HUMANO

Jerry Mundis and Hester Mundis looking at an old picture of her and Boris.

– Un delfín, una gorila, un pingüino, un león y un chimpancé, protagonizan cada una de estas asombrosas relaciones que trasciende las diferencias entre las especies y, permiten conocer con más detalle los comportamientos de estas asombrosas criaturas.

– CASI HUMANO estrena en Animal Planet a partir del viernes 4 de marzo, a las 20:00 hrs.

MARZO, 2016.- Animal Planet presenta una conmovedora serie que relata las inusuales historias de cinco animales que han logrado forjar una maravillosa relación de cariño y amistad con seres humanos. Cada una de estas asombrosas relaciones trasciende las diferencias entre las especies y, permiten conocer con más detalle los comportamientos de estas criaturas con las que el hombre cohabita el planeta.

Un delfín, una gorila, un simpático pingüino, un león y un chimpancé protagonizan CASI HUMANO, que estrena en Animal Planet a partir del viernes 4 de marzo a las 20:00 hrs.

JOJO: el delfín bandido que se convirtió en héroe
Un encuentro casual hace treinta años llevó a Dean Bernal, un buzo experto de California, y al delfín JoJo, a entablar una maravillosa amistad.

A comienzos de los años 80, un delfín macho y sus dos crías quedaron atrapados debido a un violento huracán en medio del Caribe, mismo que los separa para siempre de la madre. No pasa mucho tiempo hasta que dos de los tres delfines trágicamente mueren, uno murió después de ser golpeado por una embarcación, y el otro, al ser atrapado por el arpón de un pescador. Sin compañeros ni familia, probablemente JoJo no hubiese logrado sobrevivir mucho tiempo; sin embargo, un encuentro fortuito cambiaría no sólo su destino, sino también el de Dean.

KOKO: la gorila que quiere un bebé
Desde pequeña, Koko, una gorila nacida en cautiverio, aprendió el lenguaje de señas y desarrolló así una notable capacidad para nombrar centenares de objetos, crear conceptos mediante la combinación de palabras y expresar sus deseos. Esto significó para muchos una invaluable posibilidad de comprender el mundo de los gorilas.

Con los años, Koko fue mostrando un increíble instinto maternal. Cuidó primero de un conejo, muñecas y peluches y, luego a un gatito. Tras cruzar la barrera de los 40, no reparó en ocultar su deseo por criar a un hijo. Cada vez que le preguntan qué le gustaría recibir como obsequio de Navidad o cumpleaños, sólo contesta una cosa: un bebé. Incluso cuando se le presentan diferentes dibujos que describen escenarios de crianza, ella elige el que tiene tres hembras, un macho y un montón de pequeñas crías, tal como ocurre en la selva, pese a que ella ha vivido toda su vida en cautiverio.

JUAN: El pingüino que fue a la escuela
En 1975 el joven docente británico Tom Michell decidió dar un paseo por una playa de Uruguay durante sus vacaciones y jamás imaginó que encontraría a una criatura que cambiaría su vida para siempre y, también las vidas de muchos de los niños de su escuela.

Cubierto de petróleo, Tom rescató a un pequeño pingüino de lo que sería una muerte segura en una playa contaminada. Rápidamente lo llevó a su hotel y con jabón y una toalla se esforzó por quitarle el negro y espeso aceite del plumaje a la nerviosa y atemorizada criatura. Varias horas y algunas mordeduras después, Tom había logrado quitar casi todo el petróleo y se ocupó entonces de alimentarlo con pescado fresco.

Luego de dedicar tres días completos a cuidar al pequeño pingüino, Tom debía regresar a su trabajo de docencia en una prestigiosa institución en Argentina. Condujo varios kilómetros hasta una playa desierta, libre de contaminación y acompañó a la criatura hasta la orilla del mar para que esta regrese a su hábitat natural; sin embargo, para sorpresa de Tom, el pingüino no sólo no quería entrar al agua, sino que comenzó a seguirlo muy de cerca.

Tom se las ingenió para hacer el viaje de regreso a Argentina con Juan Salvador (nombre con el que bautizó al pingüino) oculto en su equipaje. Logró convencer a las autoridades del colegio donde trabajaba para criar al pingüino en las instalaciones e incluso hacerlo parte de muchas de las actividades con los alumnos. Juan Salvador se convirtió rápidamente en un compañero inseparable que cambió la vida de muchos niños.

ZAMBA: el león que adoptó a una pequeña niña
Ralph Helfer es un amante de los animales y un experto adiestrador que desde siempre hizo culto de la técnica del premio por sobre el castigo, algo que lo diferenció de muchos de sus colegas. Un día recibió una sorpresiva llamada de un amigo, quien le contó que había encontrado a un león cachorro huérfano a orillas de un río en Zamba, que lo había rescatado y lo había traído con él a Estados Unidos. Imposibilitado de poder cuidarlo, pregunta a Ralph si le gustaría adoptarlo.

Un buen día, el cachorro de 2 meses de edad llegó a su puerta y en cuanto hizo contacto con Ralph, ambos supieron que había una conexión especial entre ellos. Zamba, como fue bautizado el pequeño animal, era lo más parecido a un gatito: juguetón, atolondrado y por demás adorable.

Ralph y su esposa siempre quisieron tener hijos y la llegada de Zamba en cierto modo completó ese espacio. El león se volvió inseparable para ellos, a tal punto que dormía todas las noches en su cama.

A medida que el entrenamiento avanzaba, siempre bajo la técnica del premio por sobre el castigo, Ralph comenzó a llevar a Zamba a audiciones para films de Hollywood y diferentes programas de TV. Zamba tuvo papeles en Tarzán, formó parte de campañas de publicidad y hasta se convirtió en la famosa imagen del logo de MGM.

Tiempo después, cuando Zamba ya se había convertido en parte vital de sus vidas, la pareja recibió una increíble sorpresa: ¡pronto se convertirían en padres! Contra todas las advertencias y consejos de expertos, familiares y amigos, el matrimonio decidió criar a su pequeña hija Tara en compañía de Zamba y no tuvieron ningún inconveniente, de hecho, la bebé y el león forjaron un vínculo inseparable.

Con los años, Ralph entrenó a otras clases de animales y su negocio con la industria del cine y la TV creció notablemente. Zamba vivió una vida plena y feliz junto a su familia hasta que murió pacíficamente una noche en compañía de su amo y compañero.

BORIS: el chimpancé que sacudió Manhattan
Justo cuando Hester Mundis estaba a punto de marcharse de una tienda de mascotas, el dueño le pide que dé un vistazo a un pequeño estuche de viaje para gatitos que estaba apoyado en el suelo. Desde su interior, dos ojos tan marrones como el chocolate le devolvieron la mirada, y en cuestión de segundos un chimpancé bebé saltó hacia ella, se trepó a sus brazos, se colgó amistosamente de su cuello sin intenciones de querer soltarla. En ese momento Hester supo que no había vuelta atrás.

Pero, ¿cómo se las arreglaría esta empleada y madre de un niño de 8 años para criar también a un chimpancé bebé? “Boris cambió nuestras vidas para siempre. Lo criamos con mucho cariño en nuestro departamento por casi tres años aprendiendo de manera dura y, a veces, graciosa que lo que en la selva puede ser una conducta normal, en medio de una ciudad puede ser un completo desastre”, confesó Hester.

Leave A Reply

Your email address will not be published.