¿Cómo comenzar a entrenar a tu cachorro?

La llegada de un nuevo miembro a la familia es uno de los momentos más emotivos que vivimos en un hogar. Cuando tenemos un cachorro en casa queremos darle amor, apapachos, paciencia, buena alimentación y mucho ejercicio por la cantidad de energía que tienen. Al inicio, educar a un perro puede resultar un reto, ya que todo a su alrededor es nuevo y esto puede convertirlo en un experto investigador y destructor, sin embargo, éste es el mejor momento para que a través del juego comiencen las reglas de comportamiento en casa.

Lo primero que tienes que tener claro es que el principio básico para el entrenamiento es la recompensa a través del alimento, Pedigree® Biscuit Cachorro es un premio ideal para acompañarlo en esta etapa y que siga los comandos que deseas repetir. Con una textura crujiente compuesta de calcio y manzanilla le ayudará a mejorar la digestión de su pancita que se encuentra en desarrollo. También debes considerar que tendrás que dedicarle tiempo y paciencia a su enseñanza, siendo constante para que de esta manera aprenda rápido.

A continuación, encontraras 3 comandos que puede aprender en los primeros meses:

  1. Reconocer su nombre: Procura seleccionar un nombre corto y que sea fácil de identificar, comienza llamándolo cuando tengas contacto visual con él y cuando venga a ti prémialo con tono de voz feliz y un Biscuit.
  2. Un lugar en donde hacer sus necesidades: una vez que hayas asignado un lugar en donde quieras que haga del baño, llévalo ahí y prémialo cada que lo logre. Si llega a hacer en otro lado es muy importante que con voz firme y sin gritar, lo lleves al lugar deseado para que entienda. Tenemos que ser muy pacientes y contantes ya que los primeros días podrán ser los más difíciles.
  3. La orden para sentarse: Al darle la orden de sentado o sit, procura indicar con un ligero toque en la parte de la cadera para que lo logre. Cada vez que se siente incentívalo con una felicitación y súmale un premio sin olvidar el tono positivo y un lenguaje corporal amigable.

Una vez que juntos logren dominar estas tres reglas notaras cómo tu cachorro empieza a obedecer de forma natural. Súmale algunos juguetes como pelotas de caucho a las que puedas meterle premios, de modo que lo mantengas entretenido, actives su mente y no tengas problemas con destrozos.

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.