Cómo limpiar los dientes de mi perro

Parte importante de la higiene de nuestra mascota es la limpieza dental. En este tema es poca la gente que sabe que los perros y los gatos deben tener higiene bucal permanente al igual que nosotros lo humanos.

Mucha gente dirá ¿lavarle los dientes a mi perro o a mi gato? qué irrisorio. Sin embargo es algo que al principio pareciera que no tiene importancia pero con el paso del tiempo se darán cuenta que es parte vital en su salud, independientemente de que será factor, en un futuro, para el aislamiento de nuestras mascotas de nosotros ¿Por qué razón? Simplemente por el mal olor que tendrá su boca (halitosis) y que es percibido por nosotros por lo que generalmente lo hacemos a un lado porque huele muy feo y pensamos que lo que requiere es un baño, cuando el olor ofensivo emana de su hocico.

Las nuevas formulaciones de alimentos balanceados Premium y Super Premium pueden ayudar a reducir la formación de estos cálculos dentales conocidos por todos como sarro, sin embargo esto no es excluyente de la higiene bucal. Esta acumulación de sarro puede traer como consecuencia, además del olor fétido, el alojamiento de bacterias en las válvulas del corazón, provocando soplos que pondrán en riesgo la vida de nuestra mascota, o daño en el hígado y riñón. Los productos de alimento para mascotas premium y super premium incluyen ingredientes similares a otros productos, pero en diferentes proporciones o variaciones lo que le provee a los perros y gatos de mayores beneficios.

La encía es otro lugar en donde se produce daño ya que ésta se va recogiendo dejando expuestas las raíces de los dientes, corriendo el riesgo de perder las piezas dentales afectadas con el consiguiente dolor al momento de comer o de abrir la boca, por lo que el consumo de alimento en no pocas ocasiones se ve disminuido sobreviniendo la baja de peso y condición corporal de nuestros queridos amigos, que han sido nuestros compañeros por un tiempo considerable.

Cuando nuestra mascota es alimentada con sobras de mesa o alimento elaborado en casa presentará este problema con mayor facilidad por lo que lo más recomendable será el nutrirlos con alimentos balanceados. Las razas en las que con mayor frecuencia se presenta la odontolitiasis (presencia de sarro y mal aliento) son las razas pequeñas, ya que son ellas las que por su tamaño se prestan a estar más tiempo con el amo quien pensando que no le pasa nada, le ofrece diversos alimentos, ya sean premios o pequeños trozos de galleta o pan las más de las veces, sin pensar en su posible daño. Este problema no es exclusivo de mascotas gerontes, se puede encontrar también en mascotas desde los dos años de edad, dependiendo generalmente del tipo de alimento que consuman.

La limpieza dental debe realizarse de manera rutinaria, cepillando los dientes diariamente con un cepillo especial para perro o para gato, que son de cerdas suaves para no producir malestar en la boca de nuestra mascota, y pasta dental ESPECIAL PARA ELLOS. Nunca debemos emplear la pasta de dientes que usamos nosotros ya que están elaboradas para humanos y para escupirse, no para tragarse. Como nuestros amigos no saben escupir, al sentir algo en su boca tendrán la reacción natural de deglutirla lo cual pueden provocarles trastornos digestivos y metabólicos muy severos. Si no contamos con el cepillo y la pasta dentífrica especial para ellos entonces podemos emplear un cepillo de cerdas suaves para bebé, tratando de que sea de cabeza pequeña para que entre en su hocico, sobre todo en el caso de los gatos. También se pueden emplear dedales de goma para realizar tanto la limpieza como el masaje a las encías, o en el último de los casos, una gasa enrollada en nuestro dedo índice. Para realizar esta higiene podemos utilizar simplemente agua, lo más importante será retirar los restos de alimentos que quedan entre los dientes y muelas, principalmente las más profundas que es en donde más se acumula y sobre todo por la cara que se ve al momento de abrir su hocico.

La técnica de lavado de dientes es muy similar a la que empleamos nosotros, lo cual quiere decir que los dientes se deben limpiar con movimientos dirigidos de la encía hacia la punta del diente, tanto por la parte externa como por la interna. Además en las muelas deben realizarse movimientos circulares para poder liberarlas de cualquier resto que quede entre los espacios dentales. De esta manera podremos tener a una mascota con dientes sanos y limpios y se favorecerá la convivencia por un tiempo más prolongado.

La limpieza dental realizada a intervalos regulares ayudará a promover la salud dental y la longevidad de nuestro querido amigo, junto con la nutrición adecuada brindándoles alimentos Premium o Super Premium para su mantenimiento o desarrollo. No dejemos que nuestra mascota presente estos problemas, hagámonos responsables de su cuidado y disfrutemos de la convivencia con ellas.

Por MC MVZ Gerardo Garza Malacara

aracalam@prodigy.net.mx

Leave A Reply

Your email address will not be published.