Porque a mi perro no le gustan las croquetas

Cada que le sirves croquetas a tu perro, este las veo feo, sin ganas y aunque se acerque a olerlas, no más no se las come, tal vez, esta experiencia te pase mucho; lo que haga que te preguntes con curiosidad ¿por qué no le gustan?, después de todo, las croquetas son la mejor forma, y la más recomendada por todos los expertos en nutrición canina para alimentar a los perros, pero, hay algunos que simplemente no las comen, ¿por qué?

Porque a mi perro no le gustan las croquetas

Pueden existir muchas razones por las cuales un perro no se come sus croquetas, pero, usualmente son 3 los motivos que evitan que el perro se las coma, y estos son:

  1. Le das comida casera o le invitas de tu comida, el que tú le des a tu perro probadas de tu comida, o le quieras alternar croquetas con comida casera, va a hacer que el perro no quiera comer el alimento seco, esto es por razones de gusto, y si la mascota prueba cosas más ricas, ya no va a querer comer su comida. Solo imagina, que a ti sirven un plato de ensalada con lechugas, apio, brócoli y muchos vegetales, pero, puede ser que haya una alternativa más sabrosa como pizza, tacos o hamburguesa. Si bien, estas últimas opciones no son tan nutritivas, son más gustosas y harán que siempre optes por ellas en vez de vegetales. Lo mismo pasa con tu perro, y si le das comida casera o permites que coma de tu comida, hará que ya no quiera comer sus croquetas.
  2. Son de mala calidad, es muy común que las croquetas baratas tengan ingredientes de baja calidad, y estén llenas de colorantes, y aunque usen palatantes, no son lo suficiente para hacer su comida atractiva o apetitosa.
  3. Dejas las croquetas por mucho tiempo en el plato, al dejar el alimento servido por horas en su plato, además de que puede propiciar que se llene de bacterias y se contamine, además, con el paso del tiempo, la oxidación del aire y la humedad del ambiente las croquetas pierden palatabilidad y sus propiedades nutritivas. Solo piensa, que pasaría si te sirvieran tu comida, y esta se quedará expuesta al ambiente por 8 o 12 horas, seguramente cuando vayas a comerla, ya no se te antojara.

Si bien, pueden existir más razones, estas son las más comunes por las cuales un perro no se come sus croquetas.

Leave A Reply

Your email address will not be published.