Recomendaciones para la tenencia responsable de tu mascota

244

Al incluir a nuestro círculo familiar a una mascota adquirimos compromisos relacionados a su cuidado; en el caso de perros y gatos estos incluyen garantizar su bienestar físico, emocional y educación para que puedan interactuar con seres de su misma especie, e incluso con otras personas fuera de su entorno.

Los especialistas de Grupo Amascota, del Consejo Nacional de Fabricantes de Alimentos Balanceados y de la Nutrición Animal (CONAFAB), brindan una serie de recomendaciones para fortalecer los lazos con nuestras mascotas, y  procurar una tenencia responsable de nuestros amigos inseparables.

  1. ¡Adopta!, una vez que hayas decidido y analizado si cuentas con la disponibilidad y solvencia económica para compartir tu vida con algún peludo de cuatro patas, considera que hay varias opciones para tener una mascota en casa, entre ellas la adopción. Te sorprenderá que sin importar si tu mascota es de raza o criollo estará dispuesto a brindarte apapachos, aprendizajes y buenos momentos.
  • Tiempo de calidad: tener un animal de compañía implica  que le dediques tiempo y estés pendiente de sus necesidades básicas. Los primeros meses son fundamentales para reforzar conductas con las cuales estará familiarizado a lo largo de su vida, como el lugar asignado para ir al baño, horarios de alimentación, horas de juego, incluso para establecer límites en sus patrones de conducta.
  • ¡Un buen aseo!, para evitar enfermedades y conservar buenos hábitos en tu mascota es importante considerar el baño como parte de su rutina. En el caso de los perros deben ser habituales, en los gatos estos pueden ser con moderación cuando sea 100% necesario que toquen el agua. En ambos animales de compañía, para retirar el pelo muerto cepilla su melena. Revisa con periodicidad sus orejas, que estén limpias y secas, esto ayudará a prevenir infecciones. Corta habitualmente sus uñas, así previenes que estén afiladas.
  • Cuidado bucal: algunos problemas como el mal aliento, acumulación de sarro, formación de placa, infecciones de las encías o caída de piezas, por mencionar algunos pueden derivarse de una falta de higiene bucal de tu mascota. Para evitarlo no hay mejor remedio que la limpieza constante y cepillado regular por lo menos 2 o 3 veces por semana, para facilitar la limpieza puedes apoyarte de dedales o bien de cepillos con cerdas suaves, asimismo puedes utilizar pasta dentífrica de uso veterinario para una mayor efectividad.
  • Visitas al veterinario: considera que las paradas al médico especialista serán inevitables, ya que tu mascota deberá contar con su esquema de vacunación completo de acuerdo a su edad. Otro tema recurrente a considerar es la desparasitación para evitar que se reproduzcan en su estómago gusanos o lombrices que pueden ocasionarles problemas de salud. En etapas tempranas también puedes considerar esterilizarlos, ya que su recuperación es más rápida.
  • Alimentación adecuada: existen múltiples opciones en el mercado de alimentos balanceados para garantizar una sana alimentación de tu perro o gato, es importante estar atento al consumo de alimento de tu mascota, esto te dará una guía de si está comiendo de forma regular, cualquier hábito anormal en su consumo puede ser una señal  que indique alguna alteración en su estado de salud, ¡así que sé observador! Por otra parte, cuida las porciones, de acuerdo a su peso y edad deberás regular la cantidad y la frecuencia con que se las ofreces, por ejemplo un cachorro requerirá  alimento de 3 a 4 veces por día de acuerdo a su tamaño, mientras que un adulto se reducirá a dos veces por día, ya que su metabolismo es más lento.

Contar con animales de compañía implica ciertas responsabilidades, sin embargo si estás preparado para asumirlas tu recompensa será grande, pues a cambio recibirás mucho cariño, compañía, aprendizaje, y buenos momentos  junto a estos cuadrúpedos.

#NutriendoTuConocimiento

Leave A Reply

Your email address will not be published.