Columnas

¿Es una buena idea el CBD para perros?

Has oído hablar de que el CBD en diferentes presentaciones es una buena idea para darle a tu perro en caso de que sufra ansiedad, de esto se ha hablado bastante en sitios de bienestar para mascotas, hay mucha información en internet y por lo mismo es complicado saber si es cierta o son exageraciones. Pero ¿qué necesito conocer sobre el CBD para perros?

¿Qué es y cómo funciona el CBD?

El CBD (Cannabidiol) es lo que se conoce como un «cannabinoide», que es básicamente un compuesto químico que se encuentra en la planta de cannabis, como la marihuana o el cáñamo. Pero algo que debe quedar claro es que el CBD no es psicoactivo, es decir que no produce ningún efecto psicoactivo.

Nuestro sistema nervioso tiene algo llamado sistema endocannbinoide que significa simplemente «cannabinoide interno o innato». Resulta que todos los mamíferos tenemos esta parte de nuestro sistema nervioso central que se encarga específicamente de controlar la homeostasis -un estado de equilibrio- o nuestra capacidad de sentirnos normales.

Este sistema está lleno de receptores nerviosos, conocidos como receptores CB, que se encuentran por todo el cuerpo y de forma muy predominante en el cerebro. Como resultado de los estímulos internos y externos, el cuerpo produce constantemente compuestos similares a los cannabinoides y los envía a estos receptores para ayudar a controlar cosas como el estado de ánimo, la ansiedad, el estrés, el apetito, el sueño, la inflamación, el dolor y mucho más.

Tu sistema endocannabinoide sobreproduce o infraproduce los compuestos químicos de los que normalmente necesitas más o menos. Así que el CBD y muchos otros cannabinoides no te colocan, sino que sólo te dan un influjo o una privación de tus compuestos químicos naturales, y esto no se siente realmente, al menos en tu cerebro. Simplemente te vuelves más centrado.

Entonces, ¿qué hacen el CBD a los perros?

Básicamente, se ha descubierto que los cannabinoides tienen una variedad de efectos terapéuticos en cualquier ser vivo con un sistema endocannabinoide. En concreto, se ha descubierto que el CBD tiene propiedades antiinflamatorias, ansiolíticas, estimulantes del apetito, inductoras del sueño y de alteración del estado de ánimo.

Pero, como puedes imaginar, no todo el mundo experimenta exactamente lo mismo, porque el sistema nervioso de cada persona es muy diferente. Es como una droga que no sirve para todos. Depende de lo que quien lo consuma necesita en ese momento.

Aunque investigar más nunca es malo, se puede concluir: El CBD es perfectamente seguro para dárselo a tu perro, se sabe que el cannabinoide sirve como un analgésico para tratar los dolores crónicos de algunas lesiones, especialmente el dolor neuropático, y también ayuda a los perros a controlar las convulsiones.

El aceite de CBD apenas tarda entre 30 y 40 minutos en actuar, ya que el vientre peludo de los perros tiene que descomponer primero los pocos ingredientes del aceite y luego llega a su destino.

Si decides buscar este suplemento, te darás cuenta de que viene en una variedad de formas. He aquí algunas de las más populares:

  • Tinturas de aceite: Esta forma viene en un frasco de vidrio con un pequeño gotero para que puedas medir fácilmente la dosis.
  • Cápsulas: Están llenas de una dosis predeterminada de CBD y se parecen a las cápsulas de aceite de pescado.
  • Golosinas y masticables con infusión: Es fácil encontrar empresas que venden galletas con infusión de CBD, masticables (que a menudo contienen otras vitaminas y nutrientes) e incluso helados para perros.

Depende de la conveniencia y de la forma en que le des a tu mascota su CBD. A veces los masticables son buenos y otras veces el aceite puro. Los expertos recomiendan optar por el aceite puro, el que viene en un frasco de cristal con un pequeño gotero. Esto se debe a que puedes controlar fácilmente la dosis para las necesidades únicas de tu perro.

Además, el CBD es más potente en forma de aceite que en forma de golosina, porque no se ha cocinado a altas temperaturas que pueden descomponer el CBD y degradar su biodisponibilidad (la cantidad que el cuerpo absorbe).

Según la guía para compradores de Dogs Naturally: «Compra un aceite de CBD, no galletas o golosinas, que probablemente no sean lo suficientemente fuertes para ser efectivas». Los expertos dicen que el CBD empieza a descomponerse a unos 150 ºC.

Eso sí, pregunta a tu veterinario de confianza para que te ayude a decidir si es una buena idea dar este suplemento a tu perro o mejor recurrir a medicinas tradicionales.

author avatar
Yesica Flores